SOMTOTS

Propuestas culturales accesibles en Som Cultura

Una vista de la torre del campanario del monasterio de Ripoll, coronado por una señera. Imagen de Ripollès Turisme.

Noviembre es el mes de las experiencias culturales en la Costa Brava y el Pirineo de Girona. Es el mes de Som Cultura. La 7ª edición del festival ofrece propuestas genuinas de entidades y empresas asociadas al club de marketing Cultura e Identidad del Patronato de Turismo Costa Brava Girona. En esta ocasión, también se han incorporado empresas que forman parte de los clubes de marketing de Enogastronomía, Natura y Turismo Activo y Salud y Bienestar de la entidad, en un intento de reivindicar la transversalidad de la cultura.

Propuestas culturales innovadoras

Museos, ayuntamientos, oficinas de turismo y empresas del sector cultural de Girona trabajan en red para impulsar las actividades organizadas. Son una cuarentena de propuestas que permiten redescubrir la oferta cultural, patrimonial y artística de las comarcas de Girona. De todas ellas, una veintena son accesibles.

La programación de Som Cultura se configura a través de cuatro bloques temáticos: espacios que son un tesoro, catas de cultura, todo un mundo de museos y visitas teatralizadas.

En un taller artesanal, un herrero golpea una pieza de hierro candente con un martillo. Imagen de Jordi Roca.
En un taller artesanal, un herrero golpea una pieza de hierro candente con un martillo. Imagen de Jordi Roca.

El objetivo del festival es estimular el interés y el consumo cultural tanto de los habitantes locales como de los visitantes. También se pretende dar a conocer nuevos productos a través de nuevos lenguajes, así como sorprender con propuestas culturales novedosas.

Cultura para todos

Muchas de las propuestas que incluye el Som Cultura de este año son accesibles para personas con movilidad reducida. Es el caso de la visita al cementerio modernista de Lloret de Mar, un recorrido por la iconografía funeraria a cargo de la especialista en arte Marina Garcia Carbonell. También lo es la que propone el pintor Modest Cuixart, que invita a todo el mundo a pintar una obra de arte en familia en su taller, en Palafrugell. Otras propuestas familiares accesibles son teatro de sombras en el Museo Etnográfico de Ripoll o una experiencia gastronómica en el yacimiento de Ullastret.

Una vista del yacimiento ibérico del Puig de Sant Andreu de Ullastret. Encima de una colina, los restos de las construcciones. A la derecha, una escalera de piedra desciende. Imagen de Josep Casanova.
Una vista del yacimiento ibérico del Puig de Sant Andreu de Ullastret. Encima de una colina, los restos de las construcciones. A la derecha, una escalera de piedra desciende. Imagen de Josep Casanova.

También hay actividades accesibles para personas con discapacidad auditiva o visual. Es el caso de una visita teatralizada en la Canónica de Vilabertran, un taller de requesón en Can Pastoret, en Molló, o un taller de picapedrero en Corçà. Podéis consultar todas las actividades en el sitio web de Som Cultura.

Este noviembre disfrutad de la cultura, disfrutad de Som Cultura.